Reflexiones: 17 de mayo Día Internacional contra la LGTBIfobia

15 Mayo 2019 / Grupo EGF / por MAR ORTIZ

*Artículo de opinión sobre LGTBIfobia de Mar Ortiz, psicóloga y activista por los Derechos Humanos.

 

Reflexiones: 17 de mayo Día Internacional contra la LGTBIfobia

 

Según la Real Academia Española, se define la LGTBIfobia como rechazo, miedo, repudio, prejuicio o discriminación hacia mujeres u hombres que se reconocen a sí mismos como LGTBI. Sabemos que más allá de la definición académica, la LGTBIfobia es un concepto poliédrico: cognitiva, conductual, institucional, estatalizada, interiorizada, etc.

Según el Observatorio español contra la LGTBIfobia, en 2017, se registraron 629 delitos de odio a personas LGTBI en España, aunque entre el 60% y el 80% de los casos no se denuncia. Cuatro de cada 10 víctimas de violencia contra personas del colectivo LGTBI en España son agredidas por personas de su entorno más cercano (informe “La cara oculta de la violencia hacia el colectivo LGTBI”). En este documento encontramos otros datos igualmente alarmantes: en el 12% de los casos los vecinos de la víctima son los que la agreden, en un 7% es su familia y en un 17% otros conocidos de su entorno.

Por otra parte, y según el mismo Observatorio, la mayoría de discursos de odio homofóbico en redes sociales queda impune, debido, entre otros factores, a la ambigüedad del artículo 510 del Código penal.

A la luz de estos datos, si bien parece que a priori, la sociedad española no es especialmente homofóbica (desde luego es así si comparamos la situación de las personas LGTBI en España con por ejemplo, Chechenia o Rusia), cuando observamos más de cerca podemos ver que esas realidades homofóbicas existen y son totalmente reales, valga la redundancia.

 

Reflexiones: 17 de mayo Día Internacional contra la LGTBIfobia

 

En este Día Internacional contra la LGTBIfobia, quisiera reflexionar especialmente, sobre un tipo de LGTBIfobia que tal vez se encuentre un poco olvidada. Me refiero a la LGTBIfobia más antigua, la que sufrieron aquellas personas LGTBI que hoy se encuentran en una franja de edad alrededor o superior a los 50 años. Aquellas personas LGTBI que desde sus inicios de su vida en sociedad sufrieron represión, miedo, castigos, incluso penas de cárcel. LGTBIfobia en estado puro. Una situación diaria tan terrible, tan frustrante, tan aterradora que sus cerebros optaron por situarse en “modo supervivencia”, generando conductas de autodefensa del yo que pudieron llevarles en muchos casos a crear un personaje que se “adaptara” mejor a las exigencias sociales, creando en última instancia una vida de mentira. En otros casos, a vivir de verdad y pagar el precio que imponía una sociedad lgtbifóbica, discriminatoria y radicalizada.

Esas experiencias claramente traumáticas dejan huella en el cerebro profundo, condicionan muchas de las conductas y de la gestión emocional que las personas desarrollarán  a lo largo de la vida y que pueden acarrearle serias consecuencias emocionales incluyendo el trauma transgeneracional. El trauma transgeneracional es un impacto, una transferencia donde el dolor emocional, físico o social sufrido por una persona como resultado de una experiencia traumática en un momento determinado de su vida, se transmite a las nuevas generaciones de formas que van mucho más allá del simple patrón de comportamiento que puede ser aprendido.

Se podría pensar que todo ello puede venir condicionado por el estilo de crianza y el patrón educativo que a su vez, se ve afectado por el peso del recuerdo y una narrativa más o menos consciente o inconsciente de la experiencia traumática que puede envolver a toda dinámica familiar. Esa narrativa donde el pasado se recuerda, se cuenta una y otra vez en un proceso de constante recuerdo que hace que, finalmente, siga haciéndose presente de muy diversos modos. Se puede afirmar que el trauma transgeneracional, es algo que trasciende más allá de los meros patrones de aprendizaje o de esa narrativa familiar, pudiendo llegar incluso a cambiar la expresión de determinados genes.

Por ejemplo, pensemos qué efecto puede asociarse al hecho de haber sufrido LGTBIfobia de una manera feroz durante períodos sensibles de la vida como la niñez, la adolescencia y las primeras fases de la vida adulta. Pensemos en el miedo, en la autodefensa, en la autoprotección, en la ansiedad, en la rabia… Pensemos también en el impacto genético que puede ocasionar el miedo y el sufrimiento expresado en niveles de cortisol elevados (que siempre acompañan a situaciones estresantes) que durante tantos años llevan causando auténticos estragos en el organismo. Reflexionemos también sobre esos traumas a veces no canalizados, no desahogados y traducidos en muchas ocasiones en cuadros de estrés postraumático y en depresiones crónicas, en homofobia interiorizada o en cualquier otro efecto sobre la psique. Esto no significa que las siguientes generaciones sufran en todo caso de depresión, por ejemplo, pero sí que puede ser un factor de vulnerabilidad a tener en cuenta.

Esta LGTBIfobia “antigua” puede estar un tanto invisibilizada pero eso no significa que no exista. Pensemos en la situación familiar, social, política, legislativa, penal de hace 50 años. Pensemos en el odio expreso, manifiesto, legitimado. Pensemos en el sufrimiento, en el trauma, en todo el dolor derivado de la represión tanto social como emocional, en el miedo a perder la libertad, la vida, a perderlo todo. Y por último reflexionemos en cómo puede impactar todo esto en la psique de una persona. Es por ello que en un día tan significativo como el día internacional contra la LGTBIfobia, es un buen momento de reivindicar ese sufrimiento, para que no se olvide, para que no se invisibilice y sobre todo, para que no se repita. 

Desde HELP AND CARE PROJECT, ponemos a disposición de cualquier persona LGTBI que lo necesite nuestro servicio de gestión y reprocesamiento del trauma para ayudar a las personas LGTBI a sanar esas heridas que no por antiguas se dan por cerradas.

Mar Ortiz

Psicóloga. Activista de los DDHH

Help and Care Project

 

Deja un comentario

  • Para un uso responsable, los comentarios serán moderados por el administrador y sólo se aprobarán los que tengan datos fiables de su origen y contenido
  • Todos los campos son obligatorios
  • *Máximo 1000 caracteres

Suscríbete a nuestro Newsletter